lunes, 14 de noviembre de 2011

EL DIA DE CARME

Después de todo nuestro viaje a China no era turísico, aunque lo parezca por las entradas anteriores. La suerte de llegar a Shangai y tener que esperar dos días para nuestra cita con Carme.
Subo esta foto y aprovecho para contaros la anecdota del viaje. Todo empieza cuando varios de nuestros acompañantes empiezan a enseñar fotos de sus niños, a los que ibamos a buscar en vuelo desde shangai. Y descubrimos que con  todo el ajetreo y los nervios habiamos facturado toda la documentación. ¿Y si se pierden las maletas? . El disgusto fué mayusculo hasta que  abrimos las maletas en el aeropuerto de destino.   Todo esto lo ilustro  con el permiso de los compañeros de viaje, del momento en que se enseñan las fotos de sus niños.


Después del susto todo fué perfecto con las orejas tiesas todo el día para no cometer más errores imperdonables. Y por fín Carme firmó y aceptó a sus padres.

Publicar un comentario